No te abandones, siempre amanecera.

Publicado por en en Blog
  • Tamaño de fuente: Mayor Menor
  • Visitas: 308
  • 0 Comentarios
  • Suscribirse a las actualizaciones

El reloj me ha dicho que no cesará, el segundero querría frenarse, regalarme tres suspiros más.

 

Pero cuando le miro de frente tímida y sin habla el reloj me pregunta:

-¿Quieres tres suspiros más? ¿Para qué?  ¿De verdad crees que a mi me importa tú tiempo? Sin embargo, a ti si te importa el mío.

 

Incapaz de entender porque dialogo con él sin lograr detenerle, caigo en la cuenta de que, de nada valen tres suspiros, si aún después de inspirarlos continúo sentada en un sofa de pieles frias,con la mirada en el velo tejida de minuteros y con la mente perdida en un tiempo que no vivo, que no le pertecene a nada, más que a mi propia huida, de donde al fin y al cabo, nunca huyo.

-¿Por cúanto tiempo?- Inquiere el reloj...

Y de mis ojos brotan las lluvias que tampoco me alcazan a mojar.

 

Como campanas a mi corazón, a las tres en punto, un pajarito sale del reloj y me canta.

Ha salido el sol.

 

 

 

 

 

 

Última modificación en
0

Comentarios

  • No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.

Deja tu comentario

Invitado Lunes, 18 Diciembre 2017
Usted está aquí: Inicio Maria del Pilar Herrero No te abandones, siempre amanecera.